La fantástica casa de Pierce Brosnan y Keely Shaye Smith en Malibú

by hola.com Construida en un exclusivo tramo de la playa en la costa del Sur de California, es la segunda casa de Pierce Brosnan en Malibú, ya que posee otra situada en la colina. Sin embargo es en esta residencia donde él y Keely, su mujer, se sienten más a gusto junto a sus dos hijos, Dylan, de cinco años, y Paris Beckett, que tiene ahora un año y medio.

El famoso James Bond compró la casa en marzo del año 2000 y pagó por ella, según se dice, alrededor de 1.300 millones de pesetas (casi ocho millones de euros). Tiene cinco dormitorios, y cada una de las estancias aprovecha al máximo el fantástico telón de fondo del océano. Las habitaciones están situadas frente a la terraza y en ellas no faltan los espejos, estratégicamente colocados para reflejar el mar.

La pareja se ocupó personalmente de la decoración de su ‘refugio’, y para ello eligió el estilo de los años cincuenta, respetando en todo momento el amor que comparten por el medio ambiente, una pasión que se refleja en los suaves tonos color tierra utilizados tanto en los interiores como en el exterior. Keely se encargó de la mayoría de los detalles, siendo como es una gran aficionada a los trabajos manuales, al bricolaje y a la jardinería. En un rincón del exterior, por ejemplo, hay ocho árboles de Navidad australianos, trasplantados después de haber sido utilizados como tales, que forman una especie de palio en la parte delantera de la casa

Más sobre: