Nicole Kidman: "Me dan pánico las cámaras"

En una entrevista, confiesa, además que se sintió "herida y humillada" tras su ruptura con Tom Cruise, pero que no nunca ha mirado atrás

by hola.com A falta de escasos días para que se celebre la ceremonia de los Oscar, en la que podría alzarse con la estatuilla a la mejor actriz por su interpretación en Moulin Rouge, Nicole Kidman confiesa su "pánico" a las cámaras. Eso es, al menos, lo que publica la edición británica de la revista Vogue, que tiene a la actriz como protagonista de su número del mes de abril.

En una larga entrevista, Nicole Kidman asegura: "Me dan pánico las cámaras, me empiezan a temblar las manos y me cuesta respirar. Tom siempre me susurraba palabras tranquilizadoras al oído y me decía que todo iba a salir bien".
Pero esta no es la única confesión que hace la estrella. Y es que a pesar de que tras su divorcio de Tom Cruise vio cómo su carrera se hacía más y más exitosa, Nicole pasó malos momentos: "Me sentí herida y humillada, pero nunca he mirado atrás. Cuando yo estaba casada y vivía en Los Angeles lo más importante en mi vida era ser esposa y madre. La carrera de Tom era lo primero. Pero cuando nos separamos todo cambió".

A pesar de hacer estas declaraciones, la actriz se calló el nombre del diseñador que la vestirá para la gran noche de los Oscar. "Lo decidiré en el último minuto", aseguró.
Nicole Kidman acaba de finalizar el rodaje de Dogville a las órdenes del cineasta danés Lars von Trier, y pronto la veremos en la cinta Birthday Girl, para la que aprendió a hablar en ruso.

Más sobre: