Sofía Loren entrega un premio a la duquesa de Alba por su dedicación al mundo del caballo

La nueva edición del Salón Internacional del Caballo (Sicab) volvió a convertirse, este año, en cita obligada para los amantes de estos animales. Y, en un certamen tan importante como el sevillano, no podían faltar los rostros conocidos que ponen la nota de color a este tipo de acontecimientos. En esta ocasión, Sofía Loren se convirtió en el centro total de atención, paseando por la capital hispalense la magnífica belleza que le convirtiera en el icono de toda una época.

El objetivo principal de su visita era entregar un premio a la duquesa de Alba por su dedicación al mundo del caballo. Cayetana estuvo acompañada en todo momento por Genoveva Casanova, madre de sus dos nietos más pequeños, los mellizos Luis y Amina. La joven mexicana, que reside junto a Cayetano Martínez de Irujo en la finca 'Las Arroyuelas', cercana a Sevilla, está perfectamente integrada en la familia Alba.

Con halo de estrella, Sofia Loren llegó media hora tarde a su cita en el Palacio de Congresos y Exposiciones, hizo entrega del galardón a la Duquesa, asistió al espectáculo de la feria y contempló torneos medievales, espectáculos y calesas. Como colofón a su visita, asistió a una cena en el palacio Osborne Ybarra, a la que también acudió José Bono.

Durante su estancia en la ciudad andaluza, la protagonista de Los girasoles no faltó a una recepción en su honor organizada en una tienda de Porcelanosa, aunque prefirió no acudir a la comida de Moët Chandon, en la que sí estuvieron, entre otros, Helen Lindes, Juan Imedio, Álvaro de Marichalar, Sandra Domecq, Victorio y Lucchino, Beatriz de Orleáns y los hijos de Nati Abascal, Rafael y Luis Medina.

Más sobre: