Jennifer Aniston habla de la estabilidad que le ha aportado su matrimonio con Brad Pitt

La conocida actriz de la serie televisiva Friends y esposa del actor Brad Pitt, Jennifer Aniston aparenta ser una mujer que lo tiene todo. Aunque a veces las pariencias engañan.
En una entrevista publicada en la revista Vanity Fair la bella actriz ha comentado diversos aspectos de su vida como, por ejemplo, el difícil momento por el que atraviesa. Según la popular actriz, que en el último año se ha casado y ha visto como su papel en la popular serie "Friends" la ha catapultado a la fama, "Estoy pasando por uno de los años más duros de mi vida, aunque, sin duda alguna, el mejor". Frente a la alegría de su matrimonio, el distanciamiento con su madre le llevó a rehusar invitar a su madre a su boda, celebrada en Malibu el pasado año, lo que ella describe como una "tortuosa decisión".

Según ha comentado, su matrimonio con el actor Brad Pitt le ha ayudado mucho a superar sus problemas. Antes de su boda, le empezaron a surgir "miedos, dudas, inseguridades... Es como si abrieras la caja de Pandora". Estos problemas e inseguridades, pudieron ser causados, en gran medida, por la falta de una madre en estos momentos. Nancy Aniston todavía no conoce al marido de su hija.
Al parecer, las diferencias con su madre duran ya algún tiempo. Según la prensa británica que se hace eco de la entrevista, la actriz, de 31 años, confiesa que desde que era pequeña sufre una "terrible falta de autoestima y un desarrollado sentido de la vergüenza" motivado, en gran medida, por la relación que habría mantenido con Nancy, su madre, siendo niña.

'Mi padre y yo somos amigos'
Jennifer nació de la unión de Nancy y el actor John Aniston. Cuando Jennifer tan sólo tenía 9 años, su padre se marchó de casa. La pareja se ha reconciliado recientemente. Sin embago, Jennifer recalca: "Mi padre y yo somos amigos y mi madre y yo no nos hablamos. Es horrible, yo la echo de menos". En nsus declaraciones, la bella actriz asegura que "no sé si me hubiera dado cuenta de lo guapa que era mi madre cuando yo era pequeña, si no hubiera estado recalcándome lo fea que yo era". Según comenta, a Aniston le gustaría comprender aquellos años, pero desde que su madre fue a la televisión a hablar de la ruptura entre madre e hija, Jennifer no pudo contenerse y dijo: "Nunca te perdonaré. Nunca".

Una contínua 'luna de miel'
Por otro lado, Jennifer Aniston está encantada con su matrimonio. La pareja está viviendo un cuento de hadas. El pasado día de San Valentín Brad Pitt decoró su dormitorio con petalos de rosa y puso en el suelo: "Amo a mi esposa". La pareja planea la idea de tener hijos próximamente. A ella le gustaría tener dos o tres y sin embargo a Brad le encantaría trener siete, le apasiona la idea de formar una gran familia. "pero eso nunca se sabe. Lo que sea será".

Más sobre: