Indiana Jones al rescate

Harrison Ford ayudó a una pareja de escaladoras atrapadas en una montaña cercana a su rancho en Idaho

by hola.com Harrison Ford no para ni en vacaciones. El famoso actor protagonizó un rescate que parecía salido de una de sus películas de acción. Ford pilotó su propio helicóptero para rescatar a dos mujeres, que se encontraban atrapadas en una montaña en Idaho. Sarah George, de 20 años, y su compañera Megan Freeman, de 22 años, escalaban la montaña en dirección a un pico que estaba a 11.000 pies de altitud. Tras seis horas de escalada Sarah sufrió problemas de deshidratación y de corazón debido a la altitud. Otro montañero descubrió a las dos chicas en apuros y pidió ayuda con su teléfono móvil. Cuando la Policía recibió la alerta, preguntó a Harrison Ford, que vive en un rancho cercano a esta montaña, si podía pilotar su propio helicóptero (un Bell 407) hasta la cima de la montaña. El protagonista de la saga Indiana Jones no dudó ni un minuto e inició el rescate. "No podía creérmelo. Yo estaba muy mareada pero él fue muy compresivo y me decía continuamente que no me preocupara", declaró Sarah. Las montañeras fueron trasladadas al hospital, donde fueron tratadas de su deshidratación. "No ha sido nada. Me encanta la acción", dijo el actor a la policía. De actor a mecánico Pero además de gustarle la acción el actor norteamericano ha demostrado ser todo un galán. La semana pasada no dudó en interrumpir una serie de entrevistas al ver -desde la ventana de la habitación donde estaba reunido con los periodistas- que una pareja no lograba arrancar su vehículo. Harrison Ford salió del hotel y se ofreció a ayudarles. Se quitó la americana, se arremangó la camisa delante de la estupefacta pareja y tras diez minutos de trabajo debajo del capó, el motor volvió a funcionar. El improvisado mecánico volvió a sus entrevistas no sin antes dejar a la pareja una foto con su autógrafo y un teléfono de contacto por si el coche se paraba de nuevo. El actor se encuentra en estos momentos promocionando su nueva película What lies beneath, que se estrenará en octubre en nuestro país. Entre sus proyectos está el rodaje de una nueva entrega de la saga Indiana Jones para el 2002, año para el que el actor cumplirá los 60 años. A pesar de que muchos piensan que sería demasiado mayor para protagonizar un largometraje de estas características, el galán de Hollywood afirma que no es una cuestión de edad sino de vitalidad.

Más sobre: