Rosario Flores

Independiente hasta la médula; artista desde el momento de su nacimiento. La pequeña de La Faraona y El Pescadilla ha vivido para la música, la interpretación y los sentimientos disparados, como fuegos artificiales... Una artista con duende que ha superado esos golpes que la vida, a veces, te da sin miramientos. Rosario Flores no ha cesado de luchar por encontrarse a sí misma y a los suyos.

¿Quieres tener en tu web las últimas noticias, fotos y vídeos de Rosario Flores? Entra aquí y te explicamos cómo hacerlo

4 Noviembre 1963
Horóscopo : Escorpio

Nombre: Rosario González Flores
Nacimiento: 4 de noviembre de 1963
Lugar: Madrid, España

A Lola Flores se le caía la baba cuando hablaba de la más pequeña de sus hijos. Puro fuego, con raza y casta de artista. Rosarillo, así comenzó a ser conocida por el mundo del espectáculo, despuntó muy joven. Con doce años ya se atrevió a ponerse ante la cámara de Antonio Giménez Rico para rodar un pequeño papel en Al fin solos pero... Tras esta primera experiencia, y mientras veía crecer como artistas muy distintos a su hermana, Lolita, y a su ojito derecho, Antonio, siguió preparándose concienzudamente para convertirse en digna hija de sus padres. Por artista.

En 1984, con poco más de veinte años, grabó su primer trabajo discográfico, Vuela de noche. En este disco ya se podían vislumbrar sus genialidades (de hecho, varios temas fueron compuestos por ella); pero la crítica no fue muy amable y el público no respondió como a ella le hubiera gustado. No se amilanó. Volvió a los brazos del cine e interpretó una película hoy de culto, Colegas, junto a Antonio y Enrique San Francisco (en aquel entonces ligado sentimentalmente con ella). Siguió entre celuloide, y bastidores de teatro, simultaneando sus trabajos con apariciones esporádicas en la televisión.

Como cantante encontró, al fin, luz en el camino tras lanzarse al mercado su De Ley. Los temas más bellos de este trabajo fueron firmados por su hermano, Antonio. Medio millón de copias vendidas avalan la calidad de este disco, rompedor y atrevido. Luego vendría un nuevo disco, Siento. Entre este Siento de bosanova, rumba y funky, y su siguiente trabajo, Mucho por vivir (1996), la artista hubo de enfrentarse a un doble golpe vital que la rompió por dentro: Lola Flores, su madre, y su hermano Antonio morían en un intervalo de apenas 15 días (La Faraona fallecía el 16 de mayo de 1995 y su hermano el día 30 del mismo mes).

Con Mucho por vivir y sin deseos de mirar atrás, en 1996 Rosario vivió una experiencia única que logró, en parte, mitigar el dolor. Nació, el 3 de octubre de 1996, su hija, fruto de su relación con Carlos Orellana.

Con esta nueva mirada, la de la maternidad y las ganas de seguir viviendo, Rosario Flores volvió a regalar a sus miles de fans con esas actuaciones en directo cargadas de vida que transcurre sin descanso de un lado a otro del escenario. Jugar a la locura salió en 1999 y en 2001 Muchas Flores. Además, no ha perdido tiempo y la que fuera la más pequeña de los Flores se ha convertido nada menos que en chica Almodóvar... y torera: Hable con ella...
Archivo de biografías
Buscador de biografías:

Recomendaciones



Horóscopo