Fernanda Tavares

Durante los años 2000 y 2001, una nueva chica procedente de Brasil consiguió abrirse un hueco dentro del ansiado mundo de las top models.
Fernanda Tavares, una morena de ojos marrones, recoge el testigo que le entrega la reina de las pasarelas, la rubia [Gisele Bündchen], de quien, por cierto, es una gran amiga.

¿Quieres tener en tu web las últimas noticias, fotos y vídeos de Fernanda Tavares? Entra aquí y te explicamos cómo hacerlo



Nació el 22 de septiembre de 1981 en Río Grande do Norte (Brasil). Su familia, muy humilde, siempre vio las posibilidades que Fernanda Tavares tenía para poder triunfar como modelo. Por eso, su madre la convenció para que se metiera en el mundo de la moda. Y fue con 13 años cuando le llegó la oportunidad de darse a conocer.
Como muchas de sus compañeras, el concurso que anualmente organiza la agencia Elite, The Look of the Year, fue la llave que le abrió las puertas de la pasarela y estudios fotográficos. Consiguió ganar en la elección brasileña. Pero el título mundial se le escapó de las manos, aunque ello no supuso ningún fracaso, ya que pronto le empezaron a llover ofertas. Sin embargo, fue durante el año 2000 cuando su nombre comenzó a barajarse como el de una de las tops del momento.

Un rostro muy fotografiado
Esta morena de 1,78 metros de altura ha desfilado para grandes casas de moda, como Chanel, Ungaro, Kenzo, Valentino o Christian Lacroix. La diseñadora Stella McCartney le convirtió en una de las maniquís habituales en los desfiles para la firma Chloé. Quizá sus principales armas sean desfilar con elegancia y unas medidas que huyen del look anoréxico de otras modelos.

Como imagen de marcas, su rostro femenino y su magnetismo frente al objetivo de una cámara le han convertido en protagonista de campañas para Absolout, Mango, Giorgio Armani, Chloé y Atelier Versace. Por su parte, las portadas de revistas como el Vogue español o francés o el Cosmopolitan americano han sido también conquistadas por su belleza racial y latina.

Fuera de la pasarela, su familia es su mayor punto de apoyo. De hecho, a finales de 2000 compró un apartamento en Nueva York donde vive junto a su hermano y su madre. Y es en esta ciudad donde acostumbra a ejercitar sus dos grandes aficiones: la natación y el jogging.
Archivo de biografías
Buscador de biografías: