fitness y cuidado del cuerpo

Estefanía Arnaldo es entrenadora personal e Instructora de fitness. Instructora de actividades colectivas (aeróbic, step y ciclo indoor)

Juan Rallo es entrenador personal, escritor del libro “Estupenda en 9 semanas y media” y creador del sistema de entrenamiento tuotrogimnasio.com

Cómo tener unas piernas bonitas

Por Juan Rallo

Ni todas ni todos tienen la misma percepción de lo que son unas piernas bonitas.

En líneas generales unas piernas son bonitas cuando van en consonancia con el resto del cuerpo, así las chicas con tendencia a tener más curvas tendrán unas piernas más contoneadas, y las chicas más delgaditas tendrán más tendencia a tener las piernas largas y menos sinuosas. Y lo bueno es que así debe ser, porque si cambiásemos ambos casos de manera que la chica con curvas tuviera las piernas más delgadas y viceversa, ninguno de los dos casos se vería estético.

Digo esto porque es muy frecuente pensar en “como me gustaría tener las piernas de...” y seguramente no sería tan estético como crees. Esa es una muy buena noticia, tienes unas piernas acordes al resto del cuerpo, es decir, tienes las mejores piernas que puedes tener.

A partir de esta premisa, sí podemos trabajar para mejorarlas, para que tus piernas se vean más tensas, más duras y para eliminar las zonas que no te gusten.

Para conseguir tus mejores piernas debes trabajarlas en un doble sentido:

1) Por un lado en movimientos de traslación, como correr, bici, patinar… te ayudarán a tonificar las piernas de una manera general. Al ser ejercicios prolongados te ayudarán a quemar mucha grasa y trabajarán la musculatura de una manera genérica. Además estos ejercicios te llevarán a mejorar tu sistema cardiovascular, cosa que a priori no parece afectar a tu estética (recordemos que este artículo se llama piernas bonitas), pero que a medida que mejore tu sistema cardiorespiratorio, podrás mejorar tus carreras y por tanto mejorar sus efectos estéticos.

2) Y el otro, el segundo sentido y el remate, es centrarse en las zonas que queramos moldear. Por ejemplo, si queremos que los tobillos parezcan más finos, siempre viene bien darle un poco de forma a los gemelos. O trabajar los glúteos para tonificarlos y que así suban, siempre ayuda a que las piernas se vean más largas.

Pero el orden es crucial, es importante hacer un trabajo genérico primero y un trabajo específico después, pues solo así lograremos los resultados óptimos. Si por el contrario intentásemos trabajar unas zonas concretas sin tener un buen estado general de las piernas, ese trabajo rendiría mucho menos.

Así que recuerda, tus piernas son las mejores para tu cuerpo, trabájalas en movimientos de traslación y remata la jugada con ejercicios localizados en el gimnasio o en casa.

'Antiaging': todas las claves de los planes de antienvejecimiento por Juan Rallo

Entrenador personal, escritor del libro “Estupenda en 9 semanas y media” y creador del sistema de entrenamiento tuotrogimnasio.com

CALCULA TU PESO IDEAL

Calcula tu peso ideal

Calcula si tu peso es el adecuado para tu altura, según las recomendadciones de la Organización Mundial de la salud.

CONSEJOS DE NUTRICIÓN

¿Navidad = kilos de más? ¡No necesariamente!

Gastronómicamente hablando, es indudable que la Navidad está ligada a grandes festines gastronómicos que, a menudo, derivan en un aumento de peso indeseado. Sin embargo, el período navideño no tiene...