malena_t

Malena Costa revela su método más efectivo para volver a tener un vientre plano

Tras el embarazo, la modelo planea ponerse en forma, en 8 semanas, con la técnica que le ha recomendado la presentadora Cristina Pedroche: los hipopresivos.

Cuando no se han cumplido ni dos meses desde que diera a luz a Mario, su segundo hijo, la modelo Malena Costa ya ha vuelto al gimnasio. "Qué ganas tenía", escribía en su perfil de Instagram el día que, cumplida la cuarentena recomendada, Malena se subía de nuevo a una bicicleta de spinning, un ejercicio que, como hemos podido saber después, no es el único en su plan de fitness post-embarazo. Para potenciar el efecto del entrenamiento cardiovascular y recuperar su figura en el menor tiempo posible, la modelo ha decidido seguir la recomendación de la presentadora Cristina Pedroche y probar los famosos hipopresivos.

 

Una publicación compartida de malenacosta7 (@malenacosta7) el

Se ha hablado mucho de los abdominales hipopresivos o, simplemente, hipopresivos, un entrenamiento que, aunque parezca una novedad de los estudios de fitness más punteros, realmente se basa en una técnica de respiración milenaria. Desde las costillas y con lapsos de apnea, esta respiración hipopresiva se combina con una postural corporal concreta. Una vez aprendida esta combinación base, lo más complicado de los hipopresivos, es cuando se comienza a trabajar el cuerpo con diferentes ejercicios, según sea el objetivo. El de Malena Costa, "recuperar el tono de la musculatura interna y también externa", un beneficio de los hipopresivos por el que se suelen recomendar estas sesiones como parte de la recuperación postparto. 

Su entrenadora, Elena López, nos cuenta algunos detalles sobre el plan que Malena Costa va a seguir en MAMIfit, el mismo centro al que acude Cristina Pedroche. "Durante varios meses (entre 2 y 12 meses), se impartirán sesiones personalizadas de una hora de duración, dos días a la semana", explica Elena sobre este programa que, "combinado con una alimentación saludable y descanso adecuado, consigue resultados visibles a partir de las 8 semanas". Esta experta en hipopresivos admite que el principal objetivo de sus clientas, después de ser madres, es recuperar la figura, aunque añade que cada vez son más las mujeres que se preocupan por mejorar el tono de su suelo pélvico, afectado durante el embarazo.

 

Una publicación compartida de cristipedroche (@cristipedroche) el

Para que sea más sencillo no faltar a los entrenamientos, muchas madres llevan a sus hijos a las sesiones de hipopresivos. Así planea hacerlo Malena Costa, según nos cuenta Elena López. "Las sesiones de Malena son individuales, en muchas ocasiones acompañada por los pequeños de la casa, Matilda y Mario. Todas nuestras entrenadoras están acostumbradas a entrenar a mamás acompañadas de sus pequeños, facilitando la difícil tarea de las madres a la vuelta al deporte".

Sin embargo, no solo quienes acaben de ser mamá pueden mejorar su cuerpo con este entrenamiento: los hipopresivos pueden ser buenos para cualquiera y son un buen complemento a una rutina diaria de entrenamiento. Así lo explicaba López a ¡HOLA!EnForma cuando Cristina Pedroche se declaró seguidora fiel de esta terapia: "Efectivamente los hipopresivos no son solo para madres. De hecho, no son solo para mujeres. Los beneficios son muchísimos, tanto para hombres como para mujeres". Mejora de la respiración y de la postura, reducción del dolor de espalda y refuerzo de la musculatura del suelo pélvico son algunos de los beneficios que enumeraba la entrenadora, además de tonificar el abdomen y reducir el perímetro de la cintura, dos mejorías de las que Cristina Pedroche es una buenísima representante y que seguro pronto serán apreciables en Malena Costa.

Más sobre

Regístrate para comentar