'Made in Corea': todo lo que debes saber de la rutina facial de moda

La cosmética coreana vive su auténtica edad dorada también en Occidente. Te contamos sus secretos

No te vamos a descubrir nada nuevo si te decimos que la cosmética coreana está de moda. Seguro que, a estas alturas, has oído ya hablar de su rutina de tratamiento facial, pero tal vez no tienes muy claro en qué consiste. ¿Te gustaría descubrir cuáles son los pilares de la rutina de cuidado facial 'made in Corea'? Si quieres saber más acerca de esta tendencia de cuidado facial que está conquistando también Occidente -hasta celebs como Emma Stone han 'caído en las redes' de algunos de sus productos-, ¡sigue leyendo!

Cuando pensamos en la piel de las coreanas, lo cierto es que nos viene a la cabeza un cutis perfecto, impoluto, como de porcelana... ¿Cuál es su secreto? ¿dedican mucho tiempo a su cuidado? Irremediablemente, lo segundo que piensas es que no tienes tiempo suficiente -los expertos apuntan a que sólo te llevará 10 minutos por la mañana y 10 por la noche-. Sabemos que son muchos pasos, muchos productos -que no funcionarían si no se siguiera el ritual de cuidado facial de forma meticulosa y constante-, pero ¿cuántos son realmente? ¿cuáles son las diferencias que hay entre todos ellos y para qué sirven? Con la ayuda de los expertos de Miin Cosmetics y de Mayra López Mira, brand manager en España de marcas como Skin79, Missha, Tonymoly, Ettang, SkinMiso, A'pieu, Ettang o TooCoolForSchool, vamos a explicarte sus secretos en profundidad.

Los 10 pasos

1. Si hay una base clara en la rutina de tratamiento en Corea, esa es la limpieza. La primera parte de una buena rutina facial es la limpieza para desmaquillar. En Corea se utiliza un sistema conocido como la doble limpieza que consiste en utilizar en primer lugar una limpiadora en formato aceite y después otra con base acuosa. Y recomiendan esta doble limpieza incluso en el caso de que no te hayas maquillado, para eliminar los efectos de los agentes externos, como puede ser la contaminación y limpiar así la piel en profundidad. Ahora bien, ¿cuál es la función de un aceite limpiador? Por las noches, es lo que funde el maquillaje y lo retira con suavidad eliminando la suciedad más superflua de la piel. En cuanto a la forma correcta de utilizarlo es aplicarlo directamente con las manos en el rostro seco, realizar suaves movimientos circulares siempre en dirección ascendente. Pese a la tendencia que existe en creer que los aceites no son aptos para las pieles mixtas o grasas ayudan a diluir todos los restos de base oleosa que queden en la piel de la base de maquillaje, protector solar y el propio sebo de la piel. También son eficaces para retirar la suciedad que se ha quedado en nuestro rostro debido a la contaminación.

2. Tras retirar la suciedad más superficial del rostro toca hacer una limpieza más profunda. Esta se realiza con un jabón de base acuosa. Esta práctica no solamente es coreana, también muchos esteticistas y dermatólogos la recomiendan gracias que ayuda a eliminar completamente la suciedad del rostro. La forma correcta de utilizar estos limpiadores es aplicarlos sobre la cara húmeda y, suavemente con movimientos circulares realizar un masaje que, además de limpiar, ayudará a mejorar el drenaje linfático y aumentar la circulación.

3. El exfoliante sería el tercer paso de esta rutina. Pero, ¡solamente una o dos noches por semana! El exfoliante lo que hace es ablandar los restos que se acumulan en los poros y elimina las células muertas. Esto hace que la textura de la piel mejore y además el cutis se vea más luminoso. También es un paso esencial para que todo el tratamiento facial se absorba mejor. Dentro de los exfoliantes podemos encontrar dos: por un lado están los exfoliantes mecánicos como los que están hechos a base de azúcar y que realizan su función gracias a la fricción con el rostro. El segundo tipo de exfoliantes que encontramos en el mercado son los exfoliantes químicos, estos se basan en ingredientes como el ácido láctico o salicílico que son los que disuelven las células muertas haciendo que se desprendan de las vivas.
A la hora de la exfoliación es esencial poner especial hincapié en la zona de la nariz (para evitar los puntos negros) y en los poros más dilatados de las mejillas. Como tip, se puede frotar ligeramente los labios para que se mantengan suaves.

4. El tónico es el paso intermedio y que definitivamente no se puede saltar. Los tónicos son muy importantes ya que son los encargados de preparar y reparar la barrera cutánea natural de la piel ayudando así a que los productos que se pongan a continuación se absorban mejor. Además, son los que retiran los restos que puedan quedar de la limpiadora. Tras la limpieza, la piel requiere de hidratación y existen muchos tónicos hidratantes que también relajan el rostro. Eso es lo que muchas marcas coreanas denominan como refresh. Para utilizarlo se puede o bien ayudarse con un algodón y esparcirlo por la cara y el cuello o también se puede aplicar directamente con las manos. Si lo que se busca es un tónico que hidrate hay que evitar los que contienen alcohol para no conseguir justo lo contrario.

belleza-coreaVER GALERÍA

5. La esencia. Es el paso clave de la rutina de cuidado facial coreana, y aún 'lucha' por hacerse un hueco en la rutina facial occidental. Es un producto creado en Corea que realmente marca un antes y un después en nuestra piel. Los resultados tras incorporar este paso a la rutina son notables. Ahora bien, ¿cuál es la función de la esencia? Sirve principalmente para hidratar e incrementar la regeneración celular.

6. El sexto paso de la rutina facial coreana son las ampollas, estimulantes o como los conocemos en Occidente: sérums. Lo primero que nos planteamos es ¿cuál es la diferencia entre una esencia y un sérum? Los sérums tienen una textura más densa y se utilizan para tratar problemas más concretos de la piel (manchas, arrugas,…). Además, ayudan a iluminar la piel gracias a que incrementan la regeneración celular.

7. Las mascarillas faciales monodosis son otra parte esencial de la rutina coreana. Estas mascarillas nos aportan un plus: un momento de relajación silencioso y meditativo en el que se tienen veinte minutos únicamente para cuidar el rostro. Lo ideal es utilizar una o dos noches por semana. Lo realmente divertido de este paso es la cantidad de mascarillas que existen (muchas de ellas por menos de 2€) y que están enfocadas para las diferentes necesidades que puede tener la piel.

El resultado es instantáneo. ¿El secreto? Su tejido hace que el producto no se evapore y al estar en contacto con la piel obliga a que absorban más los nutrientes e hidratación que si se aplicase otro tratamiento como una crema o un sérum.

8. El siguiente paso sería la crema para el contorno de los ojos. ¿Por qué es necesario crear un paso únicamente para esta zona? Porque el contorno de los ojos es la zona más fina y delicada del rostro y es precisamente ahí donde más se acentúan los signos de la edad. Utilizar una crema de contorno ayuda a mantener a raya las ojeras, la hinchazón y las patas de gallo. Su formulación es similar a la de las ampollas y las esencias, pero contienen además ingredientes beneficiosos específicamente para esa zona realmente delicados y nada irritativos. Su aplicación debe ser suave, con el dedo meñique se realizan suaves toques por toda la cavidad orbitaria hasta conseguir la absorción total del producto. Ante todo, se deben evitar los estirones porque se puede conseguir el efecto contrario generando más arrugas.

9. La crema hidratante es probablemente uno de los pasos más importantes del cuidado nocturno. Es la que tiene la textura más densa y es por eso que es la que se aplica en último lugar. Será la que saque el máximo partido a las horas de regeneración cutánea de la noche. Ahora bien, ¿qué son entonces los sleeping pack y para qué sirven? Se trata de unas mascarillas de acción nocturna con una textura densa (más parecida a una crema que a una mascarilla propiamente dicha) que hidratan aún más intensamente la piel. Lo ideal es una noche por semana reemplazar la crema de tratamiento por un sleeping pack. El resultado será una piel intensamente hidratada.

10. La crema con factor solar es un paso que las asiáticas tienen muy asentado y que las continentales no llegan a concienciarse de su importancia. Dentro de la rutina, lo consideran uno de los más importantes durante el día. Proteger tu piel de sol será el factor más importante para mantener y proteger la salud y la belleza de la piel.

7 cosas que -tal vez- no sabías de la cosmética coreana

  • La cosmética juega un papel crucial en la tradición coreana, donde tienen muy presente que hay que verse bien por fuera y por dentro. La cosmética, de hecho, está muy vinculada al concepto de salud, y os coreanos saben que el aspecto exterior afecta al interior. Eso les ha llevado a crear una cultura cosmética única en el mundo, hasta convertirla en un referente en todo Oriente.
  • En Corea está prohibido testar en animales. Ninguna de las marcas que fabrica en el país asiático hace test en animales, como nos explican en Miin Cosmetics.
  • En el envase aparece siempre la fecha de producción. Por lo que si vemos una única fecha no debemos alarmarnos y confundirla con la fecha de caducidad. Debemos calcular dos años desde esa fecha para saber hasta cuándo mantendrá ese cosmético sus cualidades intactas.
  • Las marcas de cosmética coreana están apostando cada vez más por la cosmética natural y se preocupan mucho por la formulación de sus productos, incluyendo el mínimo de químicos posible.
  • Una de las características más llamativas de la cosmética coreana son los originales y divertidos envases de sus productos, coloridos y llamativos, que plasman el sentido del humor coreano. Y todo, a precios bastante competitivos
  • Las BB cream fueron, tal vez, el primer producto de Corea que vivió su particular boom en Occidente, donde ya se han convertido en un básico de muchos neceseres. Luego, llegaron los formatos cushion o los lip tint para labios y mejillas, que también se han abierto hueco en nuestros mercados.
  • Tienen una gran variedad de productos monodosis, muy prácticos para probar y ver si te resultan eficaces.

No te pierdas nuestro shopping de productos coreanos en nuestra galería

Más sobre

Regístrate para comentar