31 JULIO 2009

¿En que consiste la dieta de las proteínas?

Es una de las más utilizadas por los dietistas porque se pierde peso de forma rápida, pero debe hacerse siempre bajo control médico porque podría tener efectos indeseados

Ampliar
La rápida pérdida de peso que preconizan las llamadas 'dietas milagro' pueden ser muy perjudiciales para tu salud. 

Para muchas personas, la época estival es el momento perfecto para ‘lucir cuerpo’ y, con tal objetivo, quizás influenciados por las imágenes que nos ‘venden’ los medios de comunicación, no dudan, ni por un segundo, en someterse a lo que popularmente se conoce como ‘una dieta milagro’ para reducir peso en un tiempo récord. Craso error. Según el doctor Adelardo Caballero, director del Instituto de Obesidad y médico adjunto de Cirugía general y aparato digestivo del Hospital universitario de La Princesa de Madrid, este tipo de dietas, además de ser desaconsejables por su escasa riqueza alimentaria y proteínica, aunque conllevan una rápida pérdida de peso, ésta se produce a costa de una importante pérdida de líquidos y musculatura, lo que puede conducir a ocasionar también graves trastornos de alimentación en un futuro. Y nos estamos refiriendo a alteraciones tan preocupantes como pueden ser la anorexia y la bulimia. Estas son las razones que llevan a los expertos a recomendar hacer siempre una dieta personalizada, aconsejada por un médico, más prolongada en el tiempo y complementarla con el ejercicio físico.

Una de las dietas que más siguen los dietistas y los especialistas en nutrición es la llamada dieta proteinada, que se caracteriza porque se consigue adelgazar de manera muy rápida. Pero, ¿en qué principios se basa? Pues en dos fundamentales: por un lado, en que sólo se consumen proteínas en forma de diferentes preparados; y, por otro, en que se restringen casi totalmente el aporte de azúcares y de grasas.
Al ingerir solamente proteínas se activa la degradación de las grasas de reserva y el metabolismo, al existir un déficit de carbohidratos, genera acetona, un producto natural con efecto ‘cortahambre’.

Según el doctor Adelardo, el proceso sería el siguiente:

  • En 24 horas se agotan las reservas de los glúcidos solubles en agua.
  • Las grasas se transforman de manera natural en cuerpos cetónicos
  • El apetito desaparece en 72 horas
  • La masa muscular se protege con un correcto aporte proteico
  • Y, por último, se produce la pérdida de peso de una manera rápida y cómoda para el paciente.

Ahora bien, según el doctor, es importante insistir en que es necesario un aporte, aunque sea mínimo, de hidratos de carbono a través de la ingestión de verduras porque el sistema nervioso los necesita para funcionar de manera correcta; es más, la combinación del preparado proteico más la ingestión de verduras en la comida o en la cena se complementa también con ciertas vitaminas y minerales. Por tanto, este tipo de dieta debe ser prescrita únicamente por un especialista que, tras un análisis y chequeo de la persona, recomendará el mejor método a seguir.

- - -

Dale "Me gusta" a nuestra página de ¡HOLA! en Facebook

Recomendaciones



Horóscopo