¿Quieres lucir un maquillaje natural? Aprende a escoger la base perfecta

Para que tu maquillaje luzca tan perfecto y natural como el de la modelo Karlie Kloss es necesario acertar con la base, pero esto no es tarea fácil, toma nota de estos consejos y seguro que acabas acertando.

Dar con la base de maquillaje ideal para tu rostro es casi un arte que muy pocas personas controlan a la perfección, se podría decir que es casi como un imposible, pero, tranquila, si sigues al pie de la letra los puntos a tener en cuenta a la hora de elegir la textura y el color adecuados seguro que consigues un acabado natural y muy bonito. Descubre cómo convertirte en la envidia de todas tus amigas con estos consejos.

Consejos para escoger la base de maquillaje ideal

En primer lugar debes saber que existen diferentes texturas en cuanto a bases de maquillaje y debes escoger la que mejor se adapte a ti a tu tipo de piel. La más vendida es la fluida, no se trata de la fórmula más cubriente pero te ofrece un resultado muy natural. Para aquellas mujeres con la piel grasa la mejor fórmula es en polvo, este tipo de make up absorbe el exceso de grasa, evita la aparición de brillos y es de rápida aplicación, además te permite retocarte en cualquier lugar siempre y cuando retires la grasa con un pañuelo de papel, si, por el contrario, tienes la piel seca apuesta por bases emolientes.

base-1zVER GALERÍA

Por otro lado encontramos las cremas, estas son las más untuosas ya que se trata de una emulsión de agua en aceite, además puedes controlar la cobertura que le das a tu rostro en función de la cantidad que aplicas, esta fórmula es ideal para pieles maduras y looks de noche. Por último encontramos el maquillaje compacto ideal para la temporada invernal por ser extremadamente cubriente, eso sí, no es recomendable para pieles muy grasas por su alto contenido en aceites y ceras.

En segundo lugar tendrás que tener en cuenta el acabado que quieres conseguir al aplicar el producto y en función de esto escoger también una u otra textura. Controlar los brillos, hidratar la piel, devolverle la luz a tu castigado cutis, ocultar la flacidez o apostar por un efecto rejuvenecedor son algunas de las opciones que tienes a tu disposición en el mercado.

Pero si hay un punto importante a la hora de escoger tu base ese es el de seleccionar el tono. Equivocarse no es una opción, sobre todo si no quieres que tu maquillaje parezca una careta, por ello es fundamental saber escoger el tono más adecuado que se funda con tu piel. Cuando acudes a comprar una base, en numerosas ocasiones, te la prueban en la parte interior de la muñeca, ¡error! tampoco lo pruebes en el rostro pues podrías tener rojeces, usa la piel de tu cuello y escoge el tono que más se asimile al color de tu piel, ni un tono más arriba ni uno más abajo, ahí reside la gran dificultad de este proceso.

base-2zVER GALERÍA

Para que los pasos previos den sus frutos es importante preparar tu piel antes de aplicar cualquier fórmula. Es fundamental llevar a cabo una exfoliación del rostro al menos una vez por semana, esto hará que tu maquillaje no se vea cuarteado ni se estropee con el paso del día, además debes limpiar adecuadamente tu cutis a diario y eso incluye retirar siempre de forma correcta los cosméticos que usaste el día anterior. Por último, y como punto clave para que el maquillaje luzca perfecto, debes mantener siempre hidratada tu piel. Ahora que ya conoces los detalles clave ¡sal a comprar  tu base ideal!

Más sobre

Regístrate para comentar