El Eurogrupo acuerda dar a España 30.000 millones antes de fin de mes para la banca

Los ministros de Finanzas de la zona euro han acordado dar un año más de margen a España, hasta 2014, para rebajar su déficit público

Bruselas. (EFECOM)

Los ministros de Finanzas de la eurozona han logrado hoy un acuerdo político sobre las condiciones del préstamo que darán a España para recapitalizar su banca y han decidido movilizar 30.000 millones de euros para finales de mes como "contingencia", dijo el presidente del Eurogrupo.

"Hemos alcanzado un entendimiento político sobre el memorando de entendimiento, sobre las condiciones para el sector financiero" español, dijo Jean-Claude Juncker, quien reveló que el vencimiento del préstamo será de hasta 15 años, con una media de 12,5 años.

null


El acuerdo permitirá facilitar a España un "primer desembolso de 30.000 millones de euros para finales de mes, que será movilizado como contingencia, para el caso de necesidades urgentes en el sector financiero español", señaló el primer ministro luxemburgués.

El Eurogrupo prevé dar su autorización definitiva al préstamo europeo el próximo día 20, según dijo por su parte el vicepresidente económico de la Comisión Europea, Olli Rehn.

"Se trata de una decisión importante que ha sido posible gracias al trabajo muy intenso del equipo de la Comisión Europea, del Banco Central Europeo, de la Autoridad Bancaria Europea, del Fondo Monetario Internacional y del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF) y la buena cooperación de las autoridades españolas", señaló el comisario de Asuntos Económicos y Monetarios.

"Vamos a seguir trabajando con la misma intensidad, de manera que el memorando de entendimiento pueda ser finalizado y aprobado definitivamente el 20 de julio", afirmó Rehn.

El comisario finlandés también explicó que habrá condiciones tanto para la banca individualmente como para el sector en su conjunto y que en paralelo "España tendrá que cumplir plenamente" con las exigencias bajo el procedimiento por déficit excesivo.

Un año más de margen para rebajar el déficit

Los ministros de Finanzas de la zona euro han acordado dar un año más de margen a España, hasta 2014, para rebajar su déficit público del actual 8,9 % a menos del 3 %, lo que da algo de oxígeno al Gobierno, que, sin embargo, tendrá que aplicar nuevos ajustes económicos y soportar revisiones periódicas.

La prórroga tiene que recibir ahora el visto bueno de los ministros de Finanzas toda la Unión Europea, el Ecofin, que discutirán este martes la cuestión y deberán aprobarla por mayoría cualificada.

En virtud del acuerdo, España no tendrá que rebajar este año su déficit hasta el 5,3 %, como estaba inicialmente previsto, sino que bastará con que se sitúe en el 6,3 %.

En 2013, el déficit tendría que bajar hasta un 4,5 %, para disminuir, finalmente, hasta un 2,8 % en 2014.

A cambio de esa relajación España deberá "lograr una mejora del saldo presupuestario estructural del 2,7 % del PIB en 2012, del 2,5 % en 2013 y del 1,9 % en 2014 con el fin de situar el déficit público por debajo del valor de referencia el 3 % del PIB de aquí a 2014", reza el texto acordado por el Eurogrupo.

El Ejecutivo de Mariano Rajoy deberá adoptar "sin demora" medidas de austeridad adicionales en 2012 "a fin de garantizar la realización de los planes presupuestarios para este año", según el texto acordado.

Podrá usar recapitalización directa y no tendrá que dar garantías

España podrá beneficiarse de la recapitalización directa de sus bancos desde los fondos europeos de rescate y no tendrá que garantizar esas inyecciones, según aseguró el presidente del Eurogrupo, Jean-Claude Juncker.

La condición que pusieron los líderes para esa vía es la puesta en marcha de un supervisor bancario europeo, con la participación del Banco Central Europeo (BCE).

Según anunció hoy el Eurogrupo, la Comisión Europea presentará a principios de septiembre sus propuestas para la creación de ese nuevo supervisor, mientras que el Consejo las tratará de forma "urgente" antes de fin de año.

Juncker también aclaró que el Estado español no tendrá que garantizar las ayudas que el fondo inyecte directamente en los bancos una vez que ya esté en vigor la recapitalización directa.

Leer más noticias en LaVanguardia.com

Más sobre: