La muerte de Miki Roqué conmociona al fútbol español

El Betis expresa su 'tremendo dolor por la muerte de uno de los nuestros'

Agencias

El Real Betis Balompié ha expresado esta noche su "tremendo dolor" por la muerte en Barcelona, a los 23 años, de su jugador Miguel Roqué Farrero, Miki Roqué, al que ha calificado como uno de los suyos y del que ha destacado su "total entereza y hombría" en la lucha contra el cáncer que sufría. Las condolencias y palabras de apoyo han llegado desde todos los rincones y colores del mundo del fútbol.

El entrenador del Betis, Pepe Mel, que fue el técnico que le hizo debutar en el primer equipo ha asegurado que su pérdida "deja un vacío eterno difícil de llenar". "Miki, tú reunías los valores que quería para nuestro Betis: ilusión, ganas y convencimiento en conseguirlo. Como cada domingo de esta temporada, mi primer recuerdo será siempre para ti", ha indicado en su cuenta de Twitter el preparador madrileño.

Por su parte, el presidente del Sevilla, José María del Nido, se ha puesto en contacto con el Betis para transmitirle "el profundo pesar del sevillismo ante tan desgraciada noticia".

Desde Polonia, Vicente Del Bosque, seleccionador español, ha lamentado el fallecimiento de Miki Roqué y ha mandado "un abrazo muy fuerte" a familiares y afición del Real Betis. "Nos ha sorprendido la noticia aquí en Polonia. Todos estamos consternados, es algo que nunca esperas, aunque conocíamos de la gravedad de la situación, más en el caso de un joven deportista como era Roqué", dijo Del Bosque.

"Deseamos mandar un abrazo muy fuerte a toda la familia del chico y a sus seres queridos, así como a su club y a la afición del Real Betis", añadió. Sus jugadores trasladaron también mensajes de pésame a través de sus cuentas personales de Twitter.

"El consejo de administración, el cuerpo técnico, el primer equipo y los escalafones inferiores, y el más importante estamento del club, su afición, se suman al tremendo dolor por la muerte de un joven jugador de fútbol, de uno de los nuestros. Descanse en paz", indica en su página web oficial.

El club verdiblanco también resalta que Miki Roqué "llevaba luchando contra un cáncer de pelvis" desde marzo de 2011, "una pugna que asumió con total entereza y hombría".

Recuerda que el central ilerdense llegó al Real Betis procedente del Liverpool FC en el verano de 2009, debutó con el primer equipo en octubre de 2010 y "durante esos meses fue un pilar importante en la defensa del equipo hasta el fatídico mes de marzo siguiente", cuando se vio obligado a anunciar su retirada del fútbol por un cáncer óseo.

Leer más noticias en LaVanguardia.com

Más sobre: