El PP tendrá que subir el precio de la luz para no desbocar el déficit

El desequilibrio alcanza 3.300 millones en el 2011, 300 más de lo previsto

Conchi Lafraya

Patata caliente para el PP. Antes de finales de año, el nuevo gobierno tendrá que decidir si sube el recibo de la luz para que no se desboque más el déficit de tarifa eléctrica. Este año, estaba previsto que fuese de 3.000 millones pero se estima que alcanzará los 3.300 millones, según fuentes de Unesa, la patronal eléctrica.

Todos los expertos señalan que es necesaria la subida de la factura eléctrica para que se equilibren los costes e ingresos regulados en el 2013, como establece la ley actual.

Ayer mismo, Joaquín Coronado, socio de PwC, estimó que debería aumentar un 23% en el 2012 y un 18% el 2013 para los consumidores domésticos, mientras que para los clientes industriales el incremento sería de un 8% el próximo año y un 4% en el 2013.

Coronado admitió que "estas subidas resultan llamativas", pero señaló que el coste de la electricidad representa sólo el 3% del gasto total en los hogares españoles, "Equivalente al gasto de telecomunicaciones", sentenció.

En este sentido, PwC estima en su informe Diez temas candentes del sector eléctrico español para el 2012 que la "solución implica inevitablemente" la subida de los peajes de acceso, que deberían incrementarse en un 30% en 2012 y un 17%, en el 2013. Ahí esta otra de las claves de este peliagudo tema, ya que los costes regulados representan el 50% de la factura de la luz.

De hecho, la semana pasada el presidente de Unesa, Eduardo Montes, envió una carta al actual gobierno en funciones en la que reclama que el próximo año se eleven un 30% los peajes de la luz para evitar que el déficit de tarifa alcance los 5.270 millones en el 2012, frente a los 1.500 millones que establece el tope legal.

Es el actual Ministerio de Industria en funciones el que trabaja en el borrador de la próxima orden ministerial, que tiene que publicarse antes del 1 de enero. Previsiblemente, esta semana el organismo regulador estudiará la propuesta ministerial. Sin embargo, será el nuevo gobierno de Rajoy quien tenga la última palabra, pese a que llevará sólo una semana en ejercicio.

Al parecer, esta misma semana la Comisión Nacional de la Energía (CNE) estudiará en su consejo el borrador de orden ministerial que le remita Industria. No obstante, en las dos ocasiones anteriores, Industria propuso una cosa y el Gobierno de Zapatero por el doble motivo de la crisis y el momento electoralista hizo otra. En lo que va del año 2011, la factura eléctrica acumula una subida para los consumidores domésticos del 11,3%.
Como apunta PwC, en España "los clientes de electricidad pagan unos 2.650 millones al año para sufragar el déficit en su factura eléctrica y lo seguirán haciendo en los próximos 15 años".

Hasta junio de este ejercicio, cinco empresas (Endesa, Iberdrola, Gas Natural Fenosa, Hidroeléctrica del Cantábrico y E.ON) soportan en sus balances 9.612 millones de euros. No obstante, la cifra total asciende a 28.800 millones, sólo que una parte se encuentra titulizada.


"Algunos trimestres malos"
El ex ministro Jordi Sevilla y actual asesor de PwC auguró "algunos trimestres malos para el 2012". Considera que las administraciones deberán ejecutar un recorte de 30.000 millones para cumplir con el objetivo de situar el déficit público en el 4,4% del PIB. En su opinión, el gobierno "tendrá que tomar decisiones importantes", ya que España vive un momento delicado. Sevilla apuntó que la economía va a registrar un crecimiento cercano a cero.

Leer mñás noticias en LaVanguardia.com

Más sobre: