Los diputados catalanes no cobrarán una de las catorce pagas en 2012

La presidenta del Parlament cifra en 753.000 euros el ahorro por esta medida que se suma a la reducción de la flota de coches oficiales y la congelación de las asignaciones a los grupos

Por Luis B. García

La presidenta del Parlament de Catalunya, Núria de Gispert, ha anunciado nuevas medidas de ajuste para el 2012 que afectarán a los diputados del Parlament, entre ellas la renuncia a una de las catorce pagas extras que debían cobrar los parlamentarios catalanes el próximo año. Con esta medida, la cámara catalana espera ahorrar unos 753.000 euros, que se añaden a los 1,2 millones ahorrados en diferentes conceptos este año y los 800.000 correspondientes a 2010.

Sin embargo, no se contempla la eliminación de la paga de Navidad de este año porque la cámara catalana "no tiene problemas de tesorería", ha explicado De Gispert. De manera que, según la presidenta, "es importante hacer una reducción en 2012" para reducir el nievel de ajuste en los presupuesto de 2012. Pese a estas medidas, De Gispert ha señalado que "no todo se arregla eliminando pagas".

En comparecencia pública desde el Parlament, De Gispert ha explicado que las asignaciones a los grupos con representación en la cámara catalana se mantiene congelada. Esta retribución, de unos 17 millones de euros, se mantiene invariable desde 2006 y pese a que en 2010 debía revisarse, se mantuvo congelada. La revisión correspondiente significaba elevar la asignación en un 10,5% (unos 1,8 millones).

La tercera de las medidas aprobada por mayoría en la junta de portavoces y por unanimidad en la mesa del Parlament, se refiere a la flota de vehículos oficiales. Para De Gispert, se trata de un "pequeño gesto" que supondrá la reducción de los ocho vehículos actuales a una "flotilla" de 5 vehículos (dos de propiedad y tres de renting para uso en actos institucionales). El ajuste del parque móvil del Parlament se ha reducido considerablemente en los últimos años. De los 16 inicales se pasó a 10, pero en dos finalizaron el contrato de renting. Ahora, a 31 de diciembre, la flota se verá reducida gracias a la expiración de tres contratos.

De Gispert ha explicado que estas tres medidas de ahorro se deben sumar a las ya emprendidas en los últimos meses y a las que se toman habitualmente, como la contención a la hora de asistir a actos que implican un desplazamiento de los representantes de la cámara. Así, la presidenta ha destacado la limitación de los viajes de los parlamentarios y miembros de la mesa y ha advertido de que "deberemos vigilar alguna cosa más".

Leer más noticias en LaVanguardia.com

Más sobre

Regístrate para comentar
Leer más