Esperanza Aguirre envía una carta a los profesores, con faltas de ortografía

Por Redacción/Agencias

Con cinco faltas de ortografía y algunas más de expresión, señaladas a mano y en bolígrafo rojo, tal y como hacen los docentes con los exámenes de sus alumnos. De esta guisa han devuelto los profesores madrileños una carta enviada por la presidenta de la Comunidad, Esperanza Aguirre, el pasado 30 de agosto para justificar la imposición de dos horas lectivas más en los colegios de la capital y tratar de convencer a los docentes de que la medida es necesaria.


><img alt=VER GALERÍA



Aguirre explicaba al profesorado madrileño que se les pide hacer un "mayor esfuerzo" porque es "necesario" dada la situación "crítica" del país. Pero lo hacía con errores impropios para la Administración y que permite a los profesores poner en evidencia a la presidenta. En cinco párrafos, la misiva presenta cuatro faltas de ortografía, que se repiten, sobre todo acentos. El adverbio "más" y las conjugaciones verbales "irá" y "está" aparecen sin tilde, y se añade acento a un "cómo" que no es interrogativo.

Además, los profesores hacen comentarios a pie de página en los que instan a la presidenta a mejorar en aspectos como el uso excesivo de mayúsculas innecesarias, falta de convencimiento y eficacia, y mala argumentación.

En dicha carta, la dirigente madrileña les aseguraba que es "plenamente consciente" de que con estas instrucciones, que han puesto en pie de guerra a sindicatos y comunidad educativa, todos los profesores de Educación Secundaria tienen que completar su horario hasta las veinte horas semanales, en lugar de las dieciocho actuales, y se les está pidiendo "un mayor esfuerzo".

Según Aguirre, "pueden estar seguros de que ese esfuerzo no se les pediría si no fuera totalmente necesario, dada la situación crítica por la que atraviesa nuestro país", señala Aguirre, al tiempo que dice que "basta con mirar alrededor o leer la prensa diaria para comprobar cómo los comercios cierran, las empresas despiden, los jóvenes van a engrosar las listas del paro y cada día hay más familias con todos sus miembros desempleados".

Aguirre destaca que este inicio de curso se hace en "medio de una de las situaciones económicas más difíciles por las que ha pasado España en las últimas décadas", apunta que tanto analistas de la economía como responsables políticos están de acuerdo en que "para superar esta situación es indispensable que las administraciones públicas ahorren y reduzcan su nivel de gasto y de endeudamiento".

Así, les explica que la medida que la Consejería de Educación ha adoptado va a suponer un ahorro de cerca de 80 millones de euros y que va a permitir a la Comunidad "no aplicar recortes en otras partidas esenciales para mejorar la calidad de la enseñanza y mantener gastos en otros servicios importantes para los ciudadanos". Además, les asegura que "parte de ese ahorro también irá destinado a incrementar la retribución de los jefes de departamento, de los coordinadores TIC y de los profesores tutores en todos los institutos madrileños".

Para terminar, la presidenta madrileña les expresa su "absoluta convicción" de que la manera "más eficaz de combatir esta crisis económica y de prevenir las futuras es mejorar el nivel de nuestra educación" y que en esto, los profesores de Educación Secundaria "tienen un papel esencial".

Rajoy apoya la iniciativa

Por su parte, el presidente del PP, Mariano Rajoy, ha asegurado que la calidad de la enseñanza no se va a ver afectada por pasar los profesores de impartir 18 horas de clase a 20 semanales y ha precisado que ello se encuentra dentro de los parámetros de la ley y es algo "razonable".

A juicio de Rajoy, el aumento en dos horas del número de clases que impartirán los profesores no tiene por qué afectar "en absoluto a la calidad de la educación" y ha explicado que sí se vería afectada si se diera "una hora de clase en lugar de cuarenta" porque esa única hora "sería de mayor calidad y utilidad para el alumno".

Leer más noticias en LaVanguardia.com

Más sobre

Regístrate para comentar