Junto a sus hijos, William Levy revela las divertidas travesuras de su infancia

El actor desata la ternura de sus fans cada vez que comparte sus ratos libres junto a sus hijos

Lejos de los sets de grabación y de las cámaras que captan una historia ficticia, William Levy vive su propio cuento de ensueño al lado de sus hijos, Kailey y Christopher, de siete y 11 años respectivamente. Justo es con ellos con quienes comparte sus mejores recuerdos, como el de ir a recoger mangos directamente de un árbol, una peripecia que le enseñó a su hijo, aunque con algunas ligeras diferencias. Padre e hijo emprendieron un mini viaje para complacer el antojo frutal que el calor del verano les ocasionó, y William no perdió oportunidad de guardar el bello instante en video.

wlzVER GALERÍA

"Hoy me levanté con ganas de ir a comer mango y me busqué un chofer de 'Uber'", explica el actor en el video en el que muestra a su conductor de confianza: su hijo. Tophy, como lo llama de cariño, ya luce como todo un jovencito y ha dejado la imagen infantil atrás para aventurarse a algo más extremo, como escalar árboles, eso sí, supervisado por papá.

Esta actividad al aire libre hicieron que Levy recordara su infancia en Puerto Rico, en donde hacía lo mismo a la edad de su primogénito. "Son los mejores momentos. Son los que hacen que la vida valga la pena. Increíble viendo a mi hijo subiéndose en una mata de mango y recordar que cuando yo lo hacía terminaba casi siempre con la vecina corriendo tras de mí porque se los robaba", contó junto al video que ya suma miles de reproducciones.

 

Una publicación compartida de William Levy (@willevy) el

Tophey no es el único que hace de los días de William Levy los más divertidos e inolvidables. Su hija Kailey también saca a relucir su lado más tierno con los momentos tan especiales que lo ha hecho vivir, como el baile escolar de padre e hija al que ambos recién asistieron. La pequeña de siete años parecía toda una princesita con un vestido blanco con falda esponjada de tul, un outfit que dejó claro que es la pequeña niña de papá.

Kailey y William terminaron la noche muy cansados después de tanta diversión. Por ello, la pequeña atendió a papá con un masaje en la cabeza mientras él estaba recostado en el piso. "El mejor baile de mi vida con la mejor de todas, mi princesa", escribió muy animado William junto a los videos que su pareja y madre de los niños, Elizabeth Gutiérrez, se encargó de filmar.

 

Una publicación compartida de William Levy (@willevy) el

Más sobre

Regístrate para comentar