fiesta-porcelanosa

ASISTIRÁN ENTRE OTROS, DE LA MANO DE PORCELANOSA, ISABEL PREYSLER Y MARIO VARGAS LLOSA

El vuelo privado que llevó a un grupo exclusivo de españoles de cena con el príncipe Carlos

El palacio Dumfries House se vestirá de gala para una velada navideña que tendrá como anfitrión al Príncipe de Gales

Es una de las citas más esperadas del año: una noche en un regio escenario, con un exclusivo listado de asistentes, que acuden de la mano de la firma española Porcelanosa, y con Carlos de Inglaterra ejerciendo de anfitrión. Las puertas del palacio escocés de Dumfries House se abren para una velada navideña que promete ser inolvidable. La delegación española ha llegado ya hasta la residencia -formada por tres edificios principales y 22 suites- después de un vuelo privado que han realizado todos juntos con una excepción.

nullVER GALERÍA

En este exclusivo vuelo que salió en la tarde del lunes de Madrid viajaron Isabel Preysler y Mario Vargas Llosa, junto a Tamara Falcó, la hija de Isabel, que compartió una foto con su madre justo antes de partir en su cuenta de Instagram. En el mismo avión privado se embarcaron, entre otros el diestro Enrique Ponce con su mujer, Paloma Cuevas, y la modelo Nieves Álvarez, quien ya ha mostrado en sus redes sociales una preciosa imagen desde su lugar en el que se aloja en Escocia.

Ellos no serán los únicos españoles en la fiesta más glamurosa del año, de la que ¡HOLA! será testigo y les ofrecerá un amplio reportaje la próxima semana. También está asegurada la presencia de Antonio Banderas y su novia Nicole Kimpel, aunque ellos no han volado con el resto de españoles, ya que al estar afincados en Inglaterra – donde estudian diseño de moda en la prestigiosa escuela Saint Martins de Londres – no han hecho el viaje a Escocia con el resto del grupo.

nullVER GALERÍA

Aunque en las dos últimas ediciones esta cena de gala tuvo lugar en el majestuoso castillo de Windsor, en esta ocasión el príncipe Carlos vuelve a abrir Dumfries House - la joya del siglo XVIII de la que se enamoró en el 2007 y cuya restauración impulsó personalmente - . Hay que recordar que los herederos de esta casa señorial, situada en Ayrshire, decidieron venderla y el Príncipe, incansable defensor del patrimonio nacional, se volcó en rescatarla y logró que se frenara la subasta. Una negociación a contrarreloj, hasta el punto que los camiones con los muebles –algunos de incalculable valor como los trabajos del ebanista inglés Thomas Chippendale- ya estaban camino de Londres.

El Príncipe logró que este legado no se perdiera pero por delante se enfrentaba a una costosa rehabilitación y a años de trabajo. Porcelanosa, con una generosa contribución en materiales y en fondos a la obra de reconstrucción, ayudó entonces para que este sueño se hiciera realidad. Así que no es de extrañar que, una vez más, el Príncipe Carlos quiera celebrar una cena de gala en este escenario junto a sus benefactores.

nullVER GALERÍA

Para Isabel y Mario esta velada con el hijo de la Reina de Inglaterra como anfitrión tiene un doble significado. Fue precisamente en una recepción del Príncipe Carlos con la firma española -de la que Isabel es embajadora e imagen desde hace más de treinta años- en el Palacio de Buckingham, cuando fueron fotografiados juntos por primera vez. Ahora son la viva imagen de la felicidad y quién sabe si al año nuevo le pedirán la boda que ponga un broche de oro a su relación. “Jamás imaginé que volvería a estar pensando en casarme... pero la vida me sorprende” comentó Isabel en una entrevista con ¡HOLA! “Enamorarme de Mario ha sido una maravillosa sorpresa, totalmente inesperada para mí. Un gran regalo de la vida a estas alturas” aseguró.

Más sobre: