Siendo una adolescente, la actriz dejó su hogar para viajar a 'La Gran Manzana'

Antes de la fama, Jennifer Lawrence vivió terribles momentos en Nueva York

Ahora vive en una fabulosa mansión en Beverly Hills

Antes de alcanzar la fama internacional, Jennifer Lawrence vivió todo tipo de experiencias para poder sobrevivir en Nueva York. Motivada a alcanzar sus sueños y con sólo 14 años, la rubia dejó su natal Kentucky y se lanzó a la aventura en ‘La Ciudad que Nunca Duerme’. Cómo su presupuesto era limitado, ‘Jen’ rento un apartamento infestado de roedores.

Jennifer Lawrence La ganadora del Globo de Oro cambió su destino y vive en una lujosa mansión. Foto: Getty Images

"Me criaron las ratas y eso te hace más fuerte. Llegué a un punto en el que literalmente compartía mi comida con ellas. No tenía nada de dinero", contó en el periódico The Sun. A pesar de que sentía horror y asco por la situación, estaba tan desesperada por tener un lugar en la meca del cine que soportó estar rodeada de ellas.

"Al principio, si una rata se había comido parte de mi pan, estaba en plan: 'Ew', y tiraba el resto de la barra. Pero llegó un momento en el que empecé a cortar solo alrededor del agujero que se había comido la rata". En cuanto sus padres empezaron a ver la perseverancia de su hija y todos los sacrificios que hacía por sus metas, empezaron a creer en ella. "Fue entonces cuando mis padres se dieron cuenta de que de verdad quería hacer esto", comentó la actriz.

La estrella de 25 años contó que la plaga empeoraba cuando anochecía: "Por las noches era horrible. Las ratas salían de todos lados. No podía ni ir al baño, mi papá aún habla de eso. Él dice: ‘Ahí supe cuando ibas en serio con tu carrera’. Pienso que ese fue el momento en el que mi padre me dejó hacer esto (la actuación)”.

Esos oscuros tiempos han quedado atrás, pues ahora la protagonista de Los Juegos del Hambre vive en una lujosa mansión por la que pagó siete millones de dólares. La propiedad, ubicada en Beverly Hills, fue hogar de la presentadora Ellen DeGeneres y de la artista Jessica Simpson.

Más sobre

Regístrate para comentar