El espíritu navideño llega a la Casa Blanca de la mano de Michelle Obama

El espíritu navideño llega a la Casa Blanca de la mano de Michelle Obama

La Primera Dama llegó acompañada de sus perros Bo y Sunny, que se convirtieron en el centro de atención

No es cuestión de todos los días que un grupo de niños sea invitado a la Casa Blanca para conocer a Michelle Obama y disfrutar de los adornos navideños. Esta semana, la esposa del presidente Barack Obama decidió abrir las puertas para recibir en a algunas familias de militares para dar inicio a las celebraciones decembrinas.

Un cascanueces de tamaño gigante, un oso de peluche, 62 árboles de Navidad bellamente decorados, una Casa Blanca a escala hecha de pan de jengibre y chocolate, además de otras 70 mil piezas de ornamentos fueron algunas de las cosas que llamaron la atención de los infantes hasta que hizo su aparición Bo, uno de los perros de los Obama.

El espíritu navideño llega a la Casa Blanca de la mano de Michelle Obama Michelle Obama compartió con niños y familias de militares para dar inicio a las festividades decembrinas. Foto: Getty Images

La mascota de la familia que ha estado con los inquilinos de la Casa Blanca por algunos años, se convirtió indiscutiblemente en el centro de atención. El can acompañó a Michelle hasta la habitación donde sería el convivio, ahí comenzó a juguetear, mover la cola y saltar, lo cual fue la delicia de todos los invitados, en especial de los niños.

“Si hay alguien que le tenga miedo a los perros, por favor háganmelo saber, ¿de acuerdo?”, expresó la Primera Dama al llegar. “Pero son muy agradables, aunque son más grandes de lo que se ven en la televisión”.

A Bo, el adorable perro de agua portugués, se unió su hermanita, Sunny, que fue adoptada en 2013 por los Obama. Y al parecer, ninguno de los pequeños parecía asustado por los canes, de hecho se veían emocionados por comenzar a jugar con ellos.

El espíritu navideño llega a la Casa Blanca de la mano de Michelle Obama Bo y Sunny se convirtieron en el centro de atracción en cuanto llegaron a la reunión. Foto: Getty Images

Michelle, quien estuvo resplandeciente vistiendo un vestido floral de Michael Kors que combinó con zapatos de tacón dorado, mostró su lado maternal al momento en que presentó a Bo y Sunny con sus invitados. “(Ellos tienen) un árbol con bocadillos para perros y pelotas de tenis”, les explicó la anfitriona, al tiempo que les revelaba la naturaleza juguetona de sus mascotas. “Y pienso que escuché que Bo y Sunny están muy emocionados por conocerlo”.

Adornan la Casa Blanca para Navidad y luce exuberante, ¿ya la viste?

Durante el evento, la madre de Sasha y Malia, ofreció un discurso en el Salón Este. Dio la bienvenida a las familias de los militares y les externó que este año la celebración tenía el tema “tradición atemporal”. “Nuestra decoración celebra el orgullo de las tradiciones americanas y nuestro singular espíritu estadounidense”, comento.

El espíritu navideño llega a la Casa Blanca de la mano de Michelle Obama El evento forma parte de la iniciativa nacional Uniendo Fuerzas en favor de los militares, los veteranos y sus amilias. Foto: Getty Images

Luego, se ofreció a las familias un recorrido por la Casa Blanca, en donde visitaron las habitaciones: Azul, Roja y el comedor de las Cenas de Estado. Uno de los 62 árboles de Navidad tenía una serie de iPads de donde las familias podían enviar mensajes y sus buenos deseos a las tropas estadounidenses fuera del país.

La recepción forma parte de la iniciativa Uniendo Fuerzas, una campaña nacional que apoya a los soldados en servicio, a los veteranos y sus familias, en cuestiones de bienestar, educación y empleo.

Más sobre

Regístrate para comentar