María Isabel Pantoja y Kiko Rivera, el apoyo de dos hermanos durante la estancia en prisión de su madre

Pese a la complicada situación que atraviesan, los dos hijos de Isabel Pantoja trataron de evadirse durante unas horas en una de las actuaciones de Kiko, a la que acudió María Isabel

Son momentos difíciles para la familia de Isabel Pantoja. El ingreso de la cantante en la prisión de Alcalá de Guadaíra el pasado 21 de noviembre ha dejado un enorme vacío entre sus seres queridos. Mientras Isabel continúa adaptándose a su primer mes en prisión, la vida sigue también para sus hijos, que continúan con su día a día con el mejor apoyo que puedan recibir: el de la propia familia.


 

 

 

panto-VER GALERÍA

 


Kiko Rivera no ha descuidado su trabajo desde la entrada en prisión de su madre. Pese al inmenso dolor que supone para él estar separado de Isabel, ha podido sacar fuerzas para centrarse en su faceta como DJ y continuar con sus actuaciones. Al igual que le ocurre a Isabel, parece que para Kiko la mejor terapia es la música y el cariño de su público, especialmente si entre él se encuentra su hermana.


 

 

 

 

 


La sala Galería de Jerez de la Frontera fue el escenario de la última actuación de Kiko. Como es habitual cuando el DJ hace acto de presencia, el local estaba abarrotado de seguidores suyos, destacando una admiradora muy especial: su hermana María Isabel, que no quiso perder la oportunidad de animar a su hermano en esta velada. María Isabel Pantoja no sólo es su mayor fan, sino también su mejor promotora: horas antes de la actuación, utilizaba su cuenta personal de Twitter para invitara los jerezanos a acercarse y disfrutar de una noche que, parece, fue muy divertida.

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


De esta forma, Kiko y María Isabel han aprovechado durante unas horas para evadirse de la complicada situación familiar que atraviesan. María Isabel, además, se llevó al concierto a algunos de sus amigos, entre ellos su amigo Alejandro Albalá.

 

 


 

 

 

No obstante, Kiko y María Isabel tienen muy presente en todo momento la ausencia de su madre, y utilizan con frecuencia las redes sociales para defender a Isabel o mostrar su profunda tristeza por no tenerla cerca. El último mensaje, sin ir más lejos, el de María Isabel este mismo sábado, que expresó a través de Twitter lo mucho que echa de menos a su madre.

 

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


 

La cantante recibió la visita de su familia la semana pasada. Diez días después del ingreso voluntario en prisión de Isabel, Kiko, María Isabel, Agustín y Anabel Pantoja llegaron nerviosos a la cárcel de Alcalá de Guadaíra para un encuentro que habría durado aproximadamente una hora. Una visita muy emotiva en la que, tal y como contaba Marisa Martín Blázquez en el programa de Ana Rosa, la artista intentó mantenerse tranquila para no preocupar a sus familiares.

Más sobre: