Rubén Cortada, el más atractivo de la tele y también el más hermético

El actor se pone tenso cada vez que se interesan sobre su situación personal

Es uno de los actores más atractivos de la pequeña pantalla, pero también uno de los más desconocidos. Rubén Cortada, al que de nuevo veremos en su papel de Faruq en la segunda temporada de El príncipe, se ha pasado el verano trabajando en los que serán los últimos capítulos de la serie de moda, aunque ha hecho alguna escapada, tal y como él mismo aseguró durante una presentación de la firma Cortefiel. Allí desveló algún detalle de lo que les espera a los espectadores en las nuevas tramas de la serie. “Esta temporada se presenta violenta, en todos los capítulos pasan cosas más serias”.

c-ruben-cortada1

¿Pero qué ocurrirá cuando Rubén termine su periplo en televisión, qué proyectos tiene en su agenda? Explica que tiene un “par de cosas” para el cine, pero, prudente, asegura que no puede confirmar nada. Un poco más hermético se muestra Rubén cuando comienzan las preguntas sobre su vida privada. Se rumoreó que estaba casado y recientemente han salido a la luz unas imágenes en las que se le ve con un bebé, lo que ha desatado los comentarios sobre una posible paternidad.

El actor, que siempre que se toca el tema personal se pone más tenso, comienza a esquivar las cuestiones, primero con cierto humor asegurando, cuando le preguntan si su novia le aconseja sobre estilismo, que “se viste solo”. Luego con contundencia. “¿Qué fotos? Entiendo que a la gente le interesa la vida de los que están en la pantalla pero a mí no me interesa hablar de mi vida”.

 

c-ruben-cortada2VER GALERÍA

Ni siquiera quiere desmentir o puntualizar las informaciones que se han dado asegurando sin embargo que comprende que por la repercusión de la serie se quieran saber más cosas sobre él. Pero, continúa rotundo: “Creo en la vida profesional de las personas”. E insiste: “Está bien que lo intentéis. Mi vida privada intento que sea mía”. Lo único que sí afirma, sin entrar en detalles aunque más tranquilo, es que le gustaría tener familia numerosa y que le gustan los niños.

Un poco más habladora estaba su compañera en esta cita, en la que hubo además un improvisado baile en plena calle. Martina Klein aseguró que estaba centrada en la vuelta al cole, “con deberes y eso”. Acaba de celebrar tres años de amor con Álex Corretja y el balance que hace es muy positivo, “es espectacular”. No se plantean de momento sin embargo ni boda ni tener más hijos, ya tienen tres entre los dos, aunque Martina no descarta pensarlo en un futuro. Entre sus proyectos profesionales está el estreno de un pequeño papel en una película de Alfonso Albacete, en 2015, Sólo química.

Más sobre

Regístrate para comentar