Kiko Rivera, en su momento más difícil y 'sin ganas de nada'

El hijo de Isabel Pantoja reflejó en las redes sociales el estado anímico que atraviesa por los problemas con su ex y la situación legal de su madre

Una situación complicada, no sólo a nivel personal sino también familiar. Kiko Rivera atraviesa sin duda uno de sus peores momentos y no ha dudado en asegurarlo en sus redes sociales. “Aún sin ganas de absolutamente nada por la situación que andamos pasando… debo seguir con mi trabajo, lo que se me da bien, el trabajo que tanto amo, animara a la gente que tiene ganas de verme. Esto es la música, esas dos horas de concierto donde mi cabeza deja pensar y va a 128 bpm donde mi corazón late al son del ritmo. Aún en estos momentos difíciles sigo adorando mi trabajo” escribió.

Y es que sin duda los problemas y preocupaciones estos días han superado al hijo de Isabel Pantoja. A la batalla legal que de nuevo ha iniciado con su ex Jessica Bueno para evitar que esta se lleve a su hijo Francisco a Londres, se une la reciente situación de su madre Isabel Pantoja, a la que la Audiencia Provincial de Málaga ha dado un plazo de apenas unos días para cumplir la sentencia que se le impuso por blanqueo de capitales (la artista ha pedido que se suspenda su ingreso en prisión).

 

kiko-rivera1VER GALERÍA

Jessica y Kiko no sólo no se encontraron en el juzgado la pasada semana sino que en las últimas ocasiones en las que han tenido que quedar para recoger a su hijo Francisco, han evitado encontrarse. Es la niñera la que lleva al niño y le recoge, bien en casa de la modelo o en el aeropuerto. En este último lugar, de nuevo Kiko esperó dentro del coche con su novia Irene Rosales, mientras la niñera le entregaba el niño a su madre. Sin duda, la relación entre la expareja ha dejado de ser cordial.

A todo ello se ha unido además el treinta aniversario de la muerte de su padre, Paquirri, que fue el pasado viernes. Todo eso seguro que ha provocado esta tristeza en el DJ, que sin embargo continúa cumpliendo con sus compromisos profesionales por diversos lugares de España y buscando un motivo para sonreir: "Gracias por hacerme feliz: mi hijo, mi madre, mi abuela, mi novia, mi familia y mis amigos....ellos son el motor de mi vida. ¡Gracias!" escribió hace unos días también en las redes.

Más sobre: