07 NOVIEMBRE 2012

Mundo singular

Una veterinaria que presta servicio a domicilio

Se llama Elisabeth Coletti y es una veterinaria que presta servicio a domicilio en Brooklyn. Elisabeth se desplaza en bicicleta acompañada de su perro, un cocker spaniel llamado 'Milo' a quien lleva en la cesta de la bici. Pero ella no es la única veterinaria que se desplaza a casas. De hecho, esta es una tendencia cada vez más habitual entre los veterinarios de Estados Unidos, según apunta la doctora Bonnie Beaver, una profesora del Colegio de Medicina Veterinaria de la Universidad A&M de Texas. Aunque, tal y como afirma la veterinaria Margarita Abalos, en realidad es la recuperación de una tradición que se conocía como "llamadas de la granja". Mientras el veterinario cuidaba a las vacas, caballos y otros animales, también atendía a las mascotas de la familia. Atender a los animales en sus casas estrecha el lazo de unión entre el veterinario, la mascota y su dueño, aseguran los veterinarios. El único inconveniente es que se encarece el servicio, ya que el veterinario pierde clientes al necesitar tiempo para los desplazamientos. 

 

Usa las teclas derecha e izquierda para navegar por las fotos en la página

Elisabeth Coletti, una veterinaria residente en Brooklyn que presta servicio a domicilio, acude en bicicleta a una cita en Nueva York acompañada de su perro, 'Milo'