Conmoción en Polonia por la trágica muerte de su Presidente en un accidente aéreo



El fallecimiento de Lech Kaczynski, Presidente de Polonia, en una catástrofe aérea sucedida en la mañana de ayer ha provocado una enorme conmoción entre todos los ciudadanos del país. Polonia entera llora la muerte de su mandatario y ya son miles las muestras de cariño que pueden verse por las calles.

Flores y velas inundaban en la tarde de ayer los alrededores de la sede del Palacio Presidencial en Varsovia, acompañados por las lágrimas de los allí presentes. Al bajar la bandera polaca a media asta, la multitud congregada ante la sede de la Presidencia comenzó a cantar el himno nacional y escuchó el responso ofrecido por un sacerdote. Por su parte, Bronislaw Komorowski, Jefe de Estado en funciones hasta que se celebren unas elecciones anticipadas, ha decretado una semana de luto.

El cuerpo del Presidente de Polonia, identificado por su hermano gemelo, Jaroslaw Kaczynskiha sido ya repatriado a la ciudad de Varsovia y fue despedido en Rusia con honores militares ante la presencia del Primer Ministro de Rusia, Vladímir Putin. El acto para recibir el féretro con los restos mortales del mandatario estuvo presidido por el primer ministro polaco, Donald Tusk, el presidente del Parlamento y jefe del Estado en funciones, Bronislaw Komorowski, y el presidente del Parlamento Europeo, Jerzy Buzek, que acompañaron, además, a los familiares.

Los restos mortales de las 95 víctimas del avión siniestrado serán enviados a Moscú, según informaba la agencia RIA Novosti. "Aquí no hay equipos suficientes y, por este motivo, los cadáveres van a ser enviados a Moscú", declaraba una fuente de la Administración regional de Smolensk.

Para esclarecer las causas del accidente, un grupo de expertos rusos y polacos han abierto hoy las dos cajas negras del aparato: una con las conversaciones entre los pilotos y la torre de control y otra con los parámetros de vuelo. Ambas serán analizadas en el laboratorio del Comité de Aviación Interestatal. Al parecer, fue la densa niebla la que impidió que la maniobra de aterrizaje se desarrollara normalmente, aunque serán dichas cajas las que determinen la causa del siniestro.

Por su parte, el Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, transmitió sus condolencias al Primer Ministro polaco, Donald Tusk, por la muerte del mandatario a través de un telegrama. "A todo el Gobierno de Polonia y a sus instituciones mi solidaridad en estos momentos de pérdida irreparable de la figura de su presidente", señalaba.

Más sobre

Regístrate para comentar