Jon Gosselin, protagonista de un 'reality' con sus sextillizos, es 'demasiado famoso' para encontrar trabajo

El protagonista de 'Jon&Kate Plus 8' libra una dura batalla por el divorcio con su mujer, Kate

La batalla por el divorcio que están levando a cabo los Gosselin (protagonistas junto con sus mellizos y sus sextillizos de su propio reality show, Jon&Kate Plus 8”), ha saltado las barreras del ámbito jurídico y su vida se ha convertido en un auténtico culebrón mediático.

La última hora es que John Gosselin, padre de los ocho niños, ha presentado una demanda contra la cadena TLC asegurando que la red violó los derechos de sus hijos en las filmaciones, según informa AP, y que además le están impidiendo encontrar trabajo.

La demanda en cuestión solicita cinco millones de dólares por daños y perjuicios. El abogado de Jon, Mark Heller Jay, ha asegurado que cuando la familia firmó el contrato por el programa no estaba debidamente aconsejada por un abogado, por lo que a su entender, la oferta no era equilibrada.”No creo que se nos pagara una cantidad justa para la fatiga que suponía el trabajo”, asegura Jon. Según él, al principio los Gosselin cobraban 2.000 dólares por episodio, incluyendo a los diez miembros de la familia y cediendo su casa para las filmaciones. Aceptaron la propuesta porque se encontraban en una situación “desesperada” para poder cuidar a sus ocho hijos.

Pero además de su insatisfacción por el contrato, Jon está muy molesto, ahora que no ruedan el show su fuente de ingresos ha desaparecido y dice no encontrar trabajo “por ser demasiado famoso”.

Al parecer, fama y empleo no siempre van de la mano. "Ahora, me encuentro en paro y sin la capacidad de conseguir un trabajo no relacionado con la industria del entretenimiento, debido al enorme interés de los medios, cámaras, periodistas. Hace que sea imposible llevar a cabo actividades cotidianas normales, y mucho menos encontrar y mantener un empleo. (No hay) un jefe dispuesto a estar expuesto a la intrusión diaria de los medios”. Algo que, según recoge el diario The New York Times, “ha complicado por mi vida".

Con esta tensión, el futuro de la serie (en principio, aplazada temporalmente) está en el aire, ya que la batalla tiene otro frente abierto: el complicado proceso de divorcio del matrimonio, del que cada día se publican detalles en la prensa estadounidense.

Más sobre

Regístrate para comentar