Asistimos a la presentación del libro ‘Memorias de un preso’ de Mario Conde

El ex banquero relata las experiencias más íntimas de su época en prisión

Mario Conde ha presentado en Madrid, su último libro, “Memorias de un preso”, donde el ex banquero ha relatado su experiencia, casi en forma de novela, de los años que pasó en la cárcel de Alcalá-Meco tras la intervención de Banesto, el 28 de diciembre de 1993.

El libro se limita a contar lo que pasó, relatando los hechos tal y como fueron, sin tener ninguna intención de levantar polémica, pero sin esconder, las conversaciones, las reuniones, y en definitiva, las razones por las que se intervino el banco, desde la versión de la persona que estaba en el centro del huracán.

No es tarea fácil pasar del éxito financiero y social, a la sombra del muro de una prisión, pero como reconoce el propio autor, "el fin de este libro es demostrar que en el fondo, se puede con todo". Conde, en tan sólo 17 años, se graduó en derecho por la Universidad de Deusto, sacó la mejor oposición de Abogado del Estado de la promoción, en cinco años vendió dos grandes empresas farmacéuticas y con el dinero que ganó, consiguió ser el mayor accionista privado del banco Banesto. Con tan sólo 39 años, se convirtió en su presidente. Desde entonces, ha pasado más de 15 años respondiendo ante la justicia por las prácticas realizadas en el banco durante su gestión. Algunos dicen que ha vivido tres vidas en la propia, e incluso después de haber perdido mucho, todavía le queda mucho más por recorrer y eso sin duda, hace feliz a una persona que conoce la libertad, mejor que quien nunca la ha perdido.

El libro es sincero, escrito desde dentro, no de la prisión sino del interior del autor, quien además no hace amagos por esconder la naturalidad y la sencillez, la mera explicación de momentos difíciles en la vida de una persona y los pensamientos más íntimos que el autor no ha dudado en plasmar en “Memorias de un preso”, que edita con la editorial Martínez Roca junto con Séneca ediciones.

Durante la presentación, Conde reconocía que a pesar de haber sido preso, nunca llegó a ser preso de espíritu y que este libro es el resultado de 15 años de memorias, que no ha podido escribir antes porque “para poder escribir sobre ciertos temas, como la privación de libertad, si no tienes un espíritu sereno y una emoción calma, puede hacer que la pluma te tiemble y lo que escribas sea irritado y no de manera serena”, como reconocía el propio autor.

Inevitablemente, este libro puede resultar polémico ya que aparecen nombres y apellidos que estuvieron involucrados en las fechas. “Es una historia, y la historia la hacemos los hombres y los hombres tenemos nombres” aclaraba el autor haciendo hincapié en que en ningún momento pretende hacer ningún tipo de daño ya que considera que ha pasado el tiempo suficiente para ello. No tiene otra finalidad que la de plasmar las memorias de Conde.

Durante la presentación, Conde ha explicado varios de los tópicos que rodean al poder, así como la superficialidad de mucha gente con la que ha tratado a lo largo de su vida. Recordaba que “cuando yo era presidente de Banesto tenía a muchas personas que eran amigas del presidente de Banesto y que siguieron siendo amigas del presidente de Banesto cuando yo dejé de serlo, aunque me parece normal, porque es natural, aunque sí hubo personas que su traición me dolió más”.

Es un libro que no hace juicios de valor, sin malas intenciones pero que al mismo tiempo, como explica el autor “no puedo evitar que los hechos que relato en el libro han sucedido, son hechos que pasaron y existieron y por eso, nadie se puede sentir maltratado por el relato de la verdad, porque son hechos que yo he vivido en primera persona”.

Mario Conde ha pasado por unos años muy difíciles que se acentuaron en el 2007 cuando su mujer, Lourdes Arroyo, falleció de un terrible tumor cerebral. Sobre el sufrimiento, precisamente, Conde explica que “forja mucho a un hombre, te hace ser más humano. En un libro que he escrito, explico que nadie que no haya sufrido puede tener un solo miligramo de poder, porque sólo cuando has sufrido verdaderamente, percibes con claridad la condición humana”.

Ante la pregunta de si el futuro de Mario Conde es más halagador que su pasado, Conde ha respondido que “no hay ni futuro ni pasado, son sólo convicciones de la mente. Si encuentras una manera de ir al pasado, yo me iría contigo, pero no existe. Sólo existe el presente y debes vivir el momento ya que mientras lo hagas bien, te esperará un buen futuro”.

Este libro es un trozo de la vida de Mario Conde. Una pieza que relata historias de política, de finanzas, de sociedad y de historia. Hechos que ocurrieron y que han estado guardados en la retina de Mario Conde para quizás, pasar página y seguir adelante en esta nueva fase de su vida.

Conde combina ahora su tiempo, entre sus negocios de aceite y su pasión por la escritura. Sigue siendo muy activo, despertándose muy temprano por las mañanas y dedicándole muchas horas al trabajo. Quizás ahora vuelva a dedicarle tiempo a la enseñanza y a la universidad, donde demostró ser más que un estudiante aplicado.

Lo que nadie duda es en la importancia de este personaje en la historia de nuestro país. Un hombre que ha sabido desenvolverse con toda naturalidad tanto en lo más alto del mundo financiero como en el patio de una cárcel, y son muchos los que no podrían aguantar semejante presión. Mario Conde lo ha hecho, lo ha vivido y con este libro nos lo ha querido contar.

Más sobre

Leer más