Becas universitarias para deportistas de primera

Más de 100 españoles, han estudiado en Estados Unidos gracias a su destreza en el deporte

Parecía un mito cinematográfico, de aquellos de películas universitarias, de graduaciones y sprints de estudiar antes de los exámenes, pero en esta ocasión, se trata de la realidad. Las universidades americanas, entre otras diferencias con las nuestras, dedican una importancia especial al deporte. De hecho son muchos los jugadores de elite que destacaron en el equipo de la universidad y que probablemente, se pagaran sus estudios a costa de una beca universitaria, por estar en el equipo de fútbol americano, de rugby, de tenis o de cualquiera de las muchas modalidades deportivas con las que cuenta las universidades americanas.

Por lo general, las universidades tienen un coste muy elevado, varía de media entre 15.000 y 40.000 dólares por curso, lo que hace que sea inaccesible en muchos casos. Por eso, siempre se ha fomentado la ayuda económica por medio de becas universitarias, tanto culturales como deportivas.

El deportista de alto nivel, no profesional pero que aspira a serlo, encuentra en la universidad el apoyo y en algunos casos, la financiación que necesita para poder compaginar sus estudios con el deporte. Por esta razón, las universidades americanas siempre han destacado en esta rama, tanto por las instalaciones deportivas que tienen en sus campus, como por las figuras del deporte que salen de sus aulas.

Es una gran salida para deportistas que no quieran dejar de estudiar pero que no puedan abandonar su entrenamiento diario. En España hay una empresa zaragozana que se dedica a localizar y gestionar algunas de estas becas deportivas. Se llama AGM Sports y hasta la fecha, ha conseguido becas deportivas para cien españoles que destacaron por su capacidad tanto académica como deportiva. Uno de los estudiantes que obtuvieron una beca fue Javier Garapiz, ganador del Campeonato Nacional Universitario de tenis.
Mar Brunet por ejemplo, ganó el Campeonato de España de natación y se graduó en la Universidad de Alaska, o Alicia Casillas que mientras estudia en la Universidad de Miami, arrasa en las piscinas de todo el país.

Este año tres tenistas han obtenido becas, además de un futbolista. Estudiarán en las universidades de Kansas State University, en Goldey Beacom College y en la Western Carolina University. No son deportistas de elite pero algún día lo serán, y mientras tanto, se pueden financiar los estudios en las universidades más prestigiosas del país. Carolina Lainez y Blanca Sancho han obtenido dos, de las treinta y tres becas que se han concedido este año. En su especialidad, el tenis, tienen mucho futuro aunque no quieren dejar de estudiar. A partir de ahora, además de tener que destacar académicamente, tendrán un entrenador deportivo que les exigirá lo mismo o más que su tutor. Recorrerán su estado y posiblemente el país, participando en los principales campeonatos universitarios. Durante los años que dure su estancia en la universidad, deberán obtener los mejores resultados académicos posibles, pero también serán observadas por los principales ojeadores de talentos deportivos de los Estados Unidos.

No es complicado obtener una de estas becas. Realmente, es una salida fantástica para deportistas de primer nivel que teman no estudiar o viceversa. Se necesita un mínimo de inglés, las pruebas de acceso a la universidad americana y haber terminado bachillerato o High School. También hay que superar las marcas y registros en las pruebas deportivas que la universidad te realiza y que es donde realmente, los que reciben una beca destacan.

Cuando se aproxima el final de cada curso, las competiciones perfilan también sus cuadros definitivos. Las finales deportivas y los exámenes se mezclan en la universidad y en sus alumnos. Quien sabe, a lo mejor te ficha un gran equipo al graduarte.

Más sobre: